Las Transformaciones Agiles fracasan porque las organizaciones no habilitan la agilidad

Actualmente mucho se habla de agilidad y mas de «Transformaciones Agiles» que en la mayoría de los casos de «Transformaciones pocón pocón» y de «agiles» nada de nada (entre otras cosas porque o son un copy paste de algo hecho en otro lugar, que no necesariamente ha funcionado bien allá, o porque se realizan mediante una gestión en cascada, Ploff).

Pero, ¿Qué hace que una transformación ágil sea exitosa o sea un fracaso? Lo primero que pudiésemos decir es que si se ha cumplido con el propósito del porqué se ha originado la necesidad de transformarse, entonces seria un éxito y sino un fracaso. La verdad, ummm no se tiene de cierto lo que tiene de falso. Es decir un poco de ambas, me explico.

Cuando las organizaciones deciden «transformarse», lo primero que hacen es adoptar un marco de trabajo o modelo operativo. Para lo cual, buscan una consultora que los asesore y por ende los guie en el proceso. Lo cual no es malo, el punto es: ¿Realmente la consultora conecta con la necesidad o propósito de la organización de «transformarse» y a partir de ahi identifica la mejor estrategia de gestión del cambio, o implemente propone la implementación de un marco X de trabajo y da una visión de organizarse por X o Y producto, según el modelo utilizado en otro lado? Según la respuesta que obtengamos a esa pregunta, ya tendremos el resultado.

Los Pitufos: ¿diversión inocente o propaganda soviética?

Mi querido amigo lector, en general, aunque se comience mal (desde el punto de vista de la respuesta del bloque anterior), las organizaciones, suelen tener un buen comienzo. Es decir, sus líderes subrayan la importancia de implementar los equipos multifuncionales y autogestionados, tener estructuras de escalamiento que «trabajen empíricamente en un entorno complejo».  Y aunque dichos equipos aprecian la «nueva libertad» y ofrecen soluciones de «valor». E incluso pueden llegar a trabajar más rápido y entregar mas cosas que antes. No podemos en ese punto afirmar que somo más agiles que antes.

Este período de alegría puede llegar a durar incluso varios meses. Pero después de un periodo de tiempo, los equipos comienzan a ver e incluso a chocar con la dura realidad. Esa realidad en la que encuentran problemas fuera de su entorno.

El día que Mike Tyson descubrió a Balrog de Street Fighter II

Es en este punto, mi querido amigo lector, en donde la realidad golpea a los equipos, cual golpe de Mike Tyson. Ya que, aunque estén bajo un modelo operativo y estén aplicando un marco de trabajo X. Su realidad muestra, que en el fondo las cosas aun no han cambiado.

Algunos de los problemas que siguen experimentando en este punto los equipos son: problemas burocráticos en los procesos de pasos a producción, no conocer y/o interactuar con el usuario final, la rigidez de los famosos modelos de gobierno de las iniciativas y la rendición de cuentas mediante informes que en lugar de perseguir el valor, buscan medir el avance y/o realización de tareas y/o actividades, entre muchos otros problemas que siguen presente. Sencillamente porque los lideres consideran que el proceso X o Y es vital. Por lo tanto, nada cambiará. Es decir el proceso o los procesos permanecerán como están y los equipos recibirán el asesoramiento para afrontarlo. A partir de este momento, el entusiasmo por la famosa «transformación» comienza a desvanecerse rápidamente. En este punto mi querido amigo lector, es en donde los colaboradores comienzan a bajarse poco a poco del barco.

Ignorar estos impedimentos es difícilmente sostenible. Y empeora cuando se agota el numero de posibles mejoras que el equipo puede aplicar en su contexto, teniendo en cuenta las restricciones de cambio que hasta ese momento tiene. Claro, siempre hay algo que mejorar a nivel de equipo, pero estos problemas ni siquiera se acercan a los problemas que enfrentan los equipos con los temas sagrados de la organización: «sus procesos, su cultura, su estilo de liderazgo, su estilo de gestión, su estructura, su tecnología…»

Con el paso del tiempo, a los equipos les resulta evidente que la organización no está dispuesta realmente a cambiar y que la famosa transformación es solo una ilusión «efímera», una especie de apología al fracaso mas que a una realidad latente. Por lo que a estas alturas, la mayoría de los miembros de la organización, abandonarán su «cambio» de mentalidad. Ya que en el pensamiento colectivo reina la idea de ¿Qué valor tiene discutir temas que no cambiarán de todos modos?

Grifo, Mitológico, Pájaro, León, Línea Arte, Mítico

Es aquí, mi querido amigo lector en donde los híbridos comienzan a nacer y las raíces del árbol que crece hacia atrás en el tiempo, comienzan a germinar. Dado que la Agilidad cosmética ha nacido y se ha regado como pólvora por la organización y el daño que esta causa es irreversible en el proceso de «transformación». Lo gracioso en este punto, es que de verdad los lideres de la organización y sobre todos los que lideran los procesos de «transformación» creen que la organización ahora es ágil. Nuevamente Ploff.

Mi querido amigo lector si hay algo que el tiempo nos han enseñado es que la agilidad, es un tema organizacional ya que impacta a la organizacion entera. Es un tema de todos y se desarrolla por todos. La famosa «transformacion» no sucedera sin cambios reales, profundos y sistemicos. Es decir, que de nada sirve cambiar solo una parte o en una parte de la organizacion. Esto simplemente no funciona, no «transforma» a la organizacion.

Desafortunadamente muchos lideres organizacionales ven la agilidad como una metodología y además como un tema solo de tecnología o peor aun un tema solo de desarrollo de software. Y que la implementación de un marco de trabajo, traerá soluciones a todos sus problemas. Nada mas alejado de la realidad claramente.

¿Porqué?, sencillo:

  • Un producto o solución, rara vez es solo software. Ya que si se desea maximizar el valor, se debe tener en cuenta toda la experiencia del cliente sobre el producto o solución.
  • Incluso si se centra únicamente en el software, la entrega de software a menudo implica temas de cumplimiento y pasos de aprobación con personas ajenas al desarrollo de software.
  • Los impedimentos pueden tocar todo tipo de temas que van más allá del departamento de desarrollo de software. Piense en el proceso de lanzamiento, la participación del usuario final, los procesos de gobernanza del proyecto.
  • La alta dirección puede tener un proceso de justificación de la inversión que no está en línea con un enfoque ágil. Es posible que se centren en la producción en lugar de en el resultado. Esto afecta la forma en que los equipos deben informar, pero también cómo planifican y se comprometen con su trabajo. Los equipos pueden verse obligados a comprometerse a cumplir lo prometido en lugar de alcanzar sus objetivos, sea cual sea la forma que elijan para hacerlo.
  • El desarrollo de un producto o solución, debe involucrar a (personas de diversas áreas. Es posible que los equipos deban interactuar con otros equipos o áreas durante la construcción.

De ahí que toda la organización debe estar alineada al propósito de porque debemos ser más agiles y por ende todos deben estar comprometidos a habilitar dicha agilidad. Es decir, a realizar gradualmente los cambios necesarios para ser cada vez más agiles.

Ajedrez, Mate, Tablero De Ajedrez, Piezas De Ajedrez

He ahí mi querido amigo lector, el porque fracasan las «transformaciones» agiles, por el simple hecho, que no se realizan los cambios que se requieren en los procesos, la forma de hacer las cosas, en la cultura, en la tecnología, en el estilo de gestión, en el estilo de liderazgo, en el estilo y forma de medir las cosas, etc. Solo se quedan con los cambios superficiales que quieran realizar.

Como conclusión final mi querido amigo lector, mas que realizar una «Transformación ágil», la cual suena a un lugar a donde llegar, lo que las organizaciones deben hacer es habilitar la agilidad, para realmente ser cada vez más ágil, lo cual es un viaje por realizar.

Mi querido amigo lector una vez mas, gracias por tu tiempo.

Ah y porque no todo es lectura, quiero compartir también contigo los videos de algunos de los espacios en los que he participado y que podrás encontrar en mi canal de YouTube llamado «Habilitando la Agilidad«

Podrás visitar y suscribirte al canal aquí

Pd1:Te invito a dar un vistazo a mi libro recomendado del mes (Clic Aquí)

Pd2: Ahora puedes escuchar Podcast Aqui, una nueva forma que tengo de compartir contigo nuevas entradas.

Saludos,


También te puede interesar Leer



SUSCRÍBETE A MI BLOG

Y cada vez que realice una nueva publicación, recíbela al instante.

    
Suscríbete al Blog
Y entérate cada vez que realice una nueva publicación.
Suscribirse
Te puedes dar de baja cuando lo desees!
close-link
A %d blogueros les gusta esto: